Reseña de Lugar seguro de Isaac Rosa

Isaac Rosa ha traído la picaresca de los siglos XVI y XVII a la actualidad con una obra comprometida y brillante

Si sois parroquianos o parroquianas de este blog sabréis que hace unos años Isaac Rosa publicó un arma de destrucción masiva titulado Feliz final. Así que me ha faltado tiempo para ir a la librería a comprar su nueva novela, Lugar seguro, editado por Seix Barral. Esta novela ha sido galardonada con el Premio Biblioteca Breve 2022 y, en su veredicto, el jurado destaca que se trata de “una novela que atrapa e incomoda y que refleja desde la ironía y la controversia el momento de incertidumbre de la sociedad actual”.

Lugar seguro es un retrato de tres generaciones de granujas de una misma familia que se aprovecha de las grietas del sistema en su propio beneficio. El narrador es el Segismundo de la generación intermedia (hijo y padre de otros Segismundos) un hombre de mediana edad, fracasado en el amor, se dedica a vender búnkeres, a vender una falsa sensación de seguridad, a personas de clase trabajadora, “son millones, decenas de millones de familias dispuestas a pagar poco, nada, a cambio de seguridad, seguridad total, seguridad absoluta y, no menos importante, tener ellos también lo que hasta ahora ha sido una marca de clase, un lujo al alcance de una minoría” aprovechando una brecha del sistema, “la demanda existe y es enorme y no va a dejar de crecer, porque está en el espíritu de los tiempos, todo empuja a favor, mira las noticias de hoy mismo, de cualquier día (…) es un producto que cuenta con la mayor campaña publicitaria que se haya visto en la historia y sin gastar un céntimo”.

Sin embargo, este es el punto de partida de Rosa para abordar otros temas que le interesan más, como, por ejemplo, los debates de la energía y la soberanía alimentaria que representan los “botijeros”, ese grupo “ecomunal” que detesta Segismundo o el límite del deseo en una sociedad consumista (no podéis impedir que quiera viajar en avión o que quiera un iphone). Estos temas sirven a Rosa para ofrecer unas formas de reflexión y de plantear modelos sociales desde el optimismo a pesar de la devastación que asola la realidad (guerras, pandemias…). Las referencias de Isaac Rosa están en el ensayo y en la ciencia – ficción. Él mismo identifica a Josep Fontana y Rebeca Solding como dos voces autorizadas en la lucha para no rendirse al desasosiego y terminar comprándole el bunker a Segismundo. Rosa utiliza un narrador poco fiable, sacado de la picaresca tradicional y aborda dos cuestiones recurrentes en sus novelas: el tiempo (en otras novelas miraba hacia atrás como Feliz final y en esta mira hacia delante, sobre todo a través de la figura de su hijo Segismundo) y el trabajo (como ya hizo en los relatos de Tiza roja que aun no he tenido la suerte de leer o su novela La mano invisible que ya tengo en mi estantería).

Lugar seguro es una novela para pensar, para reírse y para disfrutar del estilo de Isaac Rosa. Es una novela entretenidísima, fácil de leer y que permite identificar perfectamente las diferentes capas de la novela, nadie se va a quedar fuera de los debates y las reflexiones que plantea el autor. Una novela perfecta para estas tardes que empiezan a alargarse con un café en una terraza (¡qué vivan los planes de la primavera!).

¡Nos vemos en la próxima reseña!

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: